::.Síganos también  en--.>
     REFLEXIONES
El Sermón de las Siete Palabras
Primera palabra:

Lo hemos dicho en varias ocasiones: somos de la escuela de la desaparecida periodista Oriana Fallaci, y por ello, convencidos de que nuestro oficio debe estar al servicio de los más débiles, contribuimos desde nuestras páginas editoriales a promover el ejercicio de un control social que combata el clientelismo, la politiquería y el desgreño administrativo que retrasan el desarrollo de Cartagena y propician los altos niveles de pobreza que padecen muchos de sus habitantes. Otros, sin embargo, piensan que su compromiso es hablar bien del poderoso que les paga, y con su actitud engañan a la comunidad y le infringen un gran daño a la Democracia local. "Padre, perdónalos porque no saben lo que hacen" (Lucas 23,34).


******************************************************************************************************************************************************************************************************************
******************************************************************************************************************************************************************************************************************
Deportes
  Este espacio está
  reservado
  para su publicidad.
  Llámenos al
  3186062855
  o escríbanos a
  juancardila@gmail.com

Copyright 2010. All Rights Reserved. www.revistaelmetro.com

Segunda palabra:

Ante la posibilidad, cada vez más cercana, de que en Cartagena se lleve a cabo una elección para que la ciudadanía escoja nuevo alcalde, varios políticos han comenzado a realizar visitas a los líderes barriales y, paralelamente, han empezado a "suscribir pactos" con dirigentes que a quienes prometen el oro y el moro. No es sino charlar con quienes frecuentan los bajos de la Alcaldía o la Gobernación para saber que algunos ya se creen secretarios de Despacho, directores de institutos descentralizados o, al menos, asesores externos del próximo mandatario. Mientras, los candidatos -que prefieren que aún no se les identifique como tales - siguen distribuyendo promesas. "Hoy estarás conmigo en el paraíso" (Lucas 23,43).


Tercera palabra:

Según los líderes de varios de los políticos que aspiran a sentarse en la silla que hoy ocupa Carlos Otero (en la cual se sentó antes Bruce MacMáster, y antes Óscar Brieva, y antes Felipe Merlano, y antes Campo Elías Terán, el único de ellos que fue sometido a un escrutinio popular), Terán no fue capaz de rodearse bien ni de promover estrategias para solucionar, o al menos paliar, los principales problemas de la ciudad. Lo que pregonan a los cuatro vientos es que el proceso 'Hay Campo para Todos' fue un rotundo fracaso. Lo curioso es que muchos de esos líderes fueron importantes promotores de la campaña 'mandarina', y, en consecuencia, son corresponsables directos de la debacle que hoy cuestionan. "Mujer, ahí tienes a tu hijo; hijo, ahí tienes a tu madre" (Juan 19,26 s.).


Cuarta palabra:

Previendo que en cualquier momento la Contraloría ordene levantar la suspensión que pesa sobre el alcalde titular de Cartagena, Campo Elías Terán, varios exfuncionarios del Distrito, y algunos de los líderes políticos que habilidosamente supieron infiltrarse en el fugaz gobierno del exlocutor, le preparan a este una multitudinaria recepción en el aeropuerto Rafael Núñez. Lo que se ha sabido -sin embargo - es que, a muchos de esos líderes y exfuncionarios, ni Terán ni los miembros de su familia les pasan siquiera al teléfono; a varios de ellos -incluso - los han dejado con el pasaje a Bogotá comprado: el alcalde no los quiso recibir. "Dios mío, Dios mío, ¿por qué me has abandonado?" (Mateo 27,46).


Quinta palabra:

A pesar de que casi todos los concejales están representados en el Gobierno Distrital, y algunos hayan sido muy bien atendidos en materia de contratos u Órdenes de Prestación de Servicios, en el edificio Galeras de la Marina -la sede del Concejo - se escuchan voces de inconformismo, cada día en un tono más alto y decidido, y se anuncian decenas de citaciones a los funcionarios con el fin de realizarles sendos debates de control político. Aunque en el Concejo poco se hable de las irregularidades denunciadas en Edurbe, Valorización y Corvivienda, entre otras entidades, hay otros funcionarios, como el secretario del Interior o el director de Distriseguridad, que deben estar temblando. "Tengo sed" (Juan 19,28).


Sexta palabra:

Definitivamente, si los magistrados de la Corte Suprema de Justicia mantienen los criterios que los llevaron a condenar al expresidente del Congreso Javier Cáceres Leal por sus vínculos con el paramilitarismo, los resultados del proceso que cursa en el máximo tribunal contra la senadora Piedad Zuccardi, y el que adelanta la Fiscalía contra el esposo de ésta, el exsenador Juan José García, se vislumbran bastante oscuros. Las razones, según dicen quienes saben, es que los esposos García Zuccardi ya declararon sobre el caso, como testigos en el caso Cáceres Leal, y los magistrados no les creyeron. Además, según se sabe, las acusaciones son las mismas. "Todo está consumado" (Juan 19,30).


Séptima palabra:

Cartagena, de acuerdo con decenas de analistas, columnistas, académicos y líderes cívicos, gremiales y políticos, padece de una crisis de gobernabilidad con pocos antecedentes. El alcalde titular padece de cáncer y, además, fue suspendido por la Contraloría; está separado de su cargo desde agosto del año pasado. El actual mandatario, designado por el presidente Santos, reconoció en una entrevista que él no pertenece al partido político que lo ternó. Entretanto, un sector político aspira a que el titular regrese, otro presiona para que renuncie y uno más para que ni regrese ni renuncie y todo siga como está. "Padre, en tus manos encomiendo mi espíritu" (Lucas 23,46).