::.Síganos también  en--.>
Copyright 2010. All Rights Reserved. www.revistaelmetro.com


******************************************************************************************************************************************************************************************************************
******************************************************************************************************************************************************************************************************************

Bitácora Gobernación de Bolívar

Las noticias del Departamento
  Este espacio está reservado
  para su publicidad.
  Llámenos al 3186062855
  o escríbanos a
  juancardila@gmail.com
Deportes

* Comunicador Social - Periodista de la Universidad Tecnológica de Bolívar
Editor de Metro.com
juancardila@hotmail.com CELULAR: 3186062855
Twitter: @@juanardila87


    CULTURA
El Nobel de Literatura Mario Vargas Llosa dijo que acaba de ponerle punto final a su más reciente novela, una historia sobre las vivencias en su infancia que transcurre entre Piura y Lima, aunque precisó que no es autobiográfica. El título ya lo confirmó: 'El héroe discreto'.

"Mi gran ambición es que esta novela que acabo de finalizar siga viviendo en 50 años como ha vivido 'La ciudad y los perros'.

Precisamente, sobre 'La ciudad y los perros' y su medio siglo de vida charló el célebre escritor peruano con el ensayista colombiano Carlos Granés, Premio de Ensayo Isabel de Polanco en 2011.

Debido a la alta afluencia que generaba un conversatorio con Vargas Llosa, los organizadores del 'Hay Festival' escogieron el auditorio Getsemaní del Centro de Convenciones Cartagena de Indias para hacer la charla. El público -como era de esperar - copó todos los asientos disponibles.

Antes de iniciarse el conversatorio, el expolítico peruano recibió la las llaves de la ciudad de Cartagena, de parte del alcalde designado Carlos Otero, y la Orden 'Rafael Núñez' en el Grado de Gran Cruz Extraordinaria, máxima condecoración que entrega la Administración Departamental, de manos del gobernador Juan Carlos Gossaín.

Vargas Llosa empezó hablando de un hecho que empezó a marcar su rumbo literario y que le dio posteriormente muchas ideas acerca de su primera novela, que publicó en octubre de 1963 y que marcó su carrera como escritor a nivel mundial.

"Mi papá veía que leía poemas y esto lo alarmó. Por eso eligió un colegio militar para que me curara. Lo que no pensó bien mi papá es que Perú era un país muy compartimentado en esa época y una de las excepciones era el colegio militar Leoncio Prado, donde me inscribió".

"Tenía un sistema de inclusión que lo hacía único, un colegio que aceptaba muchachos de provincias y eso hacía que la atmósfera del colegio fuera muy explosiva".

"Nunca había escrito tanto como en los dos años que estuve allí. Empecé escribiendo cartas de amor para mis amigos que buscaban enamorar a las chicas. Me pagaban con cigarrillos". Señaló -entre risas - que también escribía historias pornográficas de 2 y 3 hojas.

"Contrariamente a lo que pensó mi padre, las vivencias en el colegio militar exacerbaron mi pasión por la literatura".

Finalizado su bachillerato, Vargas Llosa se inscribió en el partido comunista de Perú. "Los comunistas en el Perú éramos pocos, pero muy sectarios".

Manifestó -además - que Jean-Paul Sartre fue el escritor que marcó como ningún otro su vocación literaria. "Su influencia evitó que siguiera en el comunismo sectario".

Con mucha emoción y contundencia, el Nobel expresó que "aprender a leer fue la cosa más importante que me ha pasado en la vida".

Añadió así mismo que "Faulkner me enseñó las formas para escribir y Flaubert me enseñó el novelista que quería hacer, sobre todo cuando leí 'Madame Bovary'".

Cinco años duró en Madrid escribiendo 'La ciudad y los perros'. "Fue mi primera novela y fue la que marcó la manera en que quería escribir".

Otra de las confesiones del escritor fue que no se sentía latinoamericano cuando llegó a Europa. "Era un peruano que soñaba convertirse en un escritor francés. Pero, paradójicamente, fue en París fue donde me empecé a sentir latinoamericano de verdad".

"La libertad es hija de la cultura"

El Nobel peruano también conversó sobre 'La civilización del espectáculo', su más reciente libro publicado, el cual describe como un "ensayo que expresa una preocupación y cierta angustia al ver que lo que nosotros entendimos por cultura ha ido transformándose hasta llegar a convertirse en lo que denomino la civilización del espectáculo".

"Si la cultura es sólo entretenimiento se banaliza, se frivoliza y pasa a competir con los productos de la televisión".

"La gran cultura enriquece al espíritu humano y desarrolla en el ser humano una preocupación y un pensamiento crítico".

"Una sociedad no puede ser verdaderamente democrática si no tiene un ciudadano crítico, y para eso se necesita la cultura. La concepción de la libertad se la debemos a la cultura, es el más extraordinario producto de ella. Y me preocupa que la banalización de lo que vemos hoy hace que el ciudadano se resigne y sea conformista".

"Nada nos defiende más ante la masificación de la ciencia y tecnología como la cultura".

El autor de 'La ciudad y los perros' (1963), 'La guerra del fin del mundo' (1981) y 'La fiesta del Chivo' (2000), estuvo en Cartagena en un coctel de lanzamiento de la marca país 'Recordarás Perú', que se llevó a cabo en el hotel Sofitel Santa Clara. En el evento se presentó el documental 'Perú sabe: la cocina, arma social', que muestra un recorrido gastronómico del chef peruano Gastón Acurio por su país.



"Yo era un peruano que quería ser escritor francés": Mario Vargas Llosa

Por Juan Camilo Ardila Durante * - ESPECIAL PARA METRO.COM