::.Síganos también  en--.>
******************************************************************************************************************************************************************************************************************
******************************************************************************************************************************************************************************************************************

  Este espacio
  está reservado
  para su publicidad.
  Llámenos al
  3186062855
  o escríbanos a
  juancardila@gmail.com
        EDUCACIÓN
Denuncias por corrupción en la Universidad de Cartagena abren otro debate:
Autonomía  Universitaria,  ¿patente  de  corso 
para  hacer  y  deshacer? - III



Copyright 2010. All Rights Reserved. www.revistaelmetro.com

  Este espacio está reservado para su publicidad.
  Llámenos al 3186062855
  o escríbanos a juancardila@gmail.com
Como se recordará, ante la plenaria de la Cámara de Representantes, el congresista bolivarense William García Tirado denunció públicamente una serie de graves irregularidades presuntamente cometidas en varias dependencias del alma máter durante la administración de Sierra Anaya, entre ellas la compra, por sumas exorbitantes, de artículos cuyos precios en el mercado son infinitamente inferiores (bombillos por más de $1 millón 700 mil; computadores portátiles por $7 millones 100 mil); el manejo de la nómina de la UdeC sin tener en cuenta los estatutos; la suscripción de contratos con empresas no existentes; el fraccionamiento de varios de estos; la vinculación de docentes -de tiempo completo - a pesar de que también laboran de tiempo completo en otras instituciones estatales; y la modificación de la estructura organizativa sin la autorización del Consejo Superior, entre otras (<<< Ver facsímiles y detalles).

Para muchos, la autonomía universitaria de que tratan la Constitución y la Ley no es patente de corso para cometer este tipo de actos, ni siquiera para negarse a dar explicaciones -si las hay - sobre los hechos que se denuncian.

Lo que piden los pensionados

El miércoles, varios miembros de la Federación Departamental de Pensionados de Bolívar, aprovechando que en el despacho del rector se realizaba una reunión del Consejo Superior de la UdeC, alzaron su voz para pedir que este órgano ordene una auditoría externa al Fondo de Pensiones de la Universidad, donde -según denuncian - se vienen cometiendo innumerables irregularidades.

La reunión con los 'veedores'

El martes, acompañados de dos de los periodistas que figuran en la nómina de la UdeC, los reconocidos 'veedores' Armando Alcázar, Jairo Jaraba, David López, Rafael Castro, Jorge Pérez, Héctor Pérez, Carlos Bossa y Hernando Orozco se reunieron en el despacho del rector, Germán Sierra, "con el fin de conocer la posición de éste sobre las denuncias de William García", como habría de decir a este portal uno de ellos, que pidió no mencionar su nombre.  

De acuerdo con otras versiones, los periodistas y los 'veedores' habrían sido convocados para que, cada uno en su propio escenario, promueva la realización de una 'espontánea' marcha en 'defensa' de la autonomía universitaria.

"El rector no está obligado a asistir a la plenaria de la Cámara"

En carta remitida a Metro.com, el escritor Juan Carlos Urango, director del Programa de Lingüística y Literatura en Universidad de Cartagena, insistió en que "el rector no estaba obligado a asistir a la plenaria; sólo puede ser objeto de control político en la Comisión de Educación. Lo que significa que no estaba "sacando el cuerpo" (como aseguró este portal), sino haciendo uso del derecho a no asistir, por cuanto en calidad de rector "no podría ser citado al Congreso".

De acuerdo con el concepto del reconocido académico, "la misma Constitución establece el principio de separación entre las ramas del poder público y prohíbe al Congreso y a cada una de sus Cámaras inmiscuirse en asuntos de competencia privativa de otras autoridades".

Para Urango, "la autonomía, en tal caso, no es una patente de una corso por cuanto las actuaciones de las universidades están reguladas por el Ministerio de Educación Nacional, y bajo la supervisión de los organismos de control (Contraloría, Procuraduría) y judiciales (Fiscalía, tribunales de justicia)".

En su carta (<<< leer texto completo), en la cual transcribe un concepto de la Jefe de la Oficina Jurídica del Ministerio de Educación Nacional sobre la obligación o no que tiene el rector de atender una citación del Congreso, el profesor universitario pide "que esta información se tenga en cuenta en un debate tan trascendental como el que se le está haciendo a la Universidad de Cartagena. Y sobre todo, que como principio universal del periodismo se tenga en cuenta el equilibrio y se indaguen todas las partes involucradas. Me duele como udeceísta, como alguien con quien te has tomado un café y como lector consuetudinario de Metro.com (una publicación necesaria), que este debate lo planteemos desde dos orillas distintas".




Una reunión llevada a cabo el pasado martes, a las 10 y media de la mañana, en el despacho del rector de la Universidad de Cartagena, Germán Sierra Anaya, con ocho reconocidos 'veedores' populares, y una manifestación realizada ayer miércoles por un grupo de integrantes de la Federación Departamental de Pensionados de Bolívar en contra de Sierra y otros directivos del centro educativo, calentaron el de- bate que se ha generado en la ciudad y otros lugares del país sobre los reales alcances de la autonomía universitaria de que tratan la Constitución Política de Colombia, en su artículo 69, y los artículos 28 y 29 de la Ley 30 de 1992.