Copyright 2010. All Rights Reserved. www.revistaelmetro.com

::.Síganos también  en--.>
La película Moneyball cuenta una historia acontecida en el año 2002, ilustrada en un libro publicado en 2003 y estrenada en el cine en el año 2011. Se trata de  cómo el manager del equipo de los Atléticos de Oakland, Billy Bean, apoyado en las nuevas ideas de un bisoño economista de Yale, cambió la forma de fichar los jugadores en los equipos de las grandes ligas y conformar las novenas que buscan disputar el famoso clásico de otoño.

El argumento central de la cinta es la utilización de la economía, las estadísticas y las matemáticas para fijar el valor de los jugadores de béisbol profesional en la gran carpa, en reemplazo de la experiencia, visión y olfato de los veteranos scouts.

Si bien en Colombia se estrenó la película en febrero de 2012, en Blog de Piedras del martes 2 de mayo de 2006 se afirmaba que "…ha tenido lugar una revolución silenciosa en el béisbol profesional estadunidense. Poco a poco, el viejo mundo de los buscadores de talento y de los conocedores tradicionales, está siendo desplazado por otro, en el que dominan matemáticos, actuarios y físicos… Es una transformación guiada por el dinero, impulsada por un novedoso análisis estadístico y destinada a cambiar los estilos de juego y la manera misma de concebir el rey de los deportes".

Ahora, recientemente, en Blog de Piedras del 24 de mayo de 2013, se afirma que "La economía y el béisbol son dos actividades humanas en donde las estadísticas tienen una primordial importancia". Incluso, en ambos blogs nos sugieren relaciones entre béisbol, economía y encuestas electorales.

Qué temas de tanta actualidad en Cartagena de Indias, cuando en el año 2013 se celebran los 100 años de fundación de la Liga de Béisbol de Bolívar, se inaugura el 16 de junio el Torneo Departamental de Béisbol de Bolívar y el 14 de julio se realizan elecciones atípicas a la Alcaldía de Cartagena, y las encuestas electorales se convierten en pan de cada día.

En estos blogs se realizan algunas críticas a la forma de llevar las estadísticas del béisbol. Por ejemplo, se acepta que un equipo ganador es el que anota más carreras de las que le anotan y que el salario de un pelotero está determinado por su contribución a los triunfos de su equipo; sin embargo, se considera que las estadísticas tradicionales no miden de manera adecuada y correcta la participación del jugador en las victorias de su trabuco.

Francisco Báez Rodríguez (FBR) opina que los nerds, además de aportar formas novedosas de medir el valor real de los servicios de un jugador, también revalúan las lecciones del "librito" del béisbol y hasta se inmiscuyen en las tácticas de juego.

Considera que atrás quedaron el porcentaje de bateo, las carreras impulsadas, los jonrones, los juegos salvados, los juegos ganados y perdidos, el porcentaje de carreras limpias,  etcétera. Ahora se considera más relevantes el slugging (SLG), el on base percentage (OBO), y el OPS (OBP+SLG), las carreras limpias permitidas, el WHIP  (carreras y hits permitidos por entrada lanzada), el SLGB/9 y el GO/AO.

Un análisis parecido podría hacerse con las encuestas de opinión electoral. Normalmente estas interesan a los políticos, votantes y  grupos empresariales o de un interés particular. Cada uno de estos sectores tiene sus propios intereses y debería utilizar filtros para tener acceso a información válida y relevante.

Báez Rodríguez se pregunta: "¿Cómo puede el encuestador calcular las diferencias entre quienes rechazaron la entrevista y quienes la aceptaron? ¿Cómo puede suponer que el entrevistado efectivamente irá a votar? ¿Cómo puede, si es que puede, asignar el probable voto del entrevistado que se declara indeciso?"

Ante esto surge la duda sobre si los los encuestadores podrían asumir los errores de los cazatalentos tradicionales de beisbol: "observando con atención las variables más recurridas, no necesariamente las más útiles".

Esperemos el 15 de julio de 2013 y sabremos si las empresas encuestadoras, la clase política, los votantes y los financistas de campañas supieron hacer y leer las estadísticas del juego de la política local.






* Economista con especialización en Finanzas
y Legislación Financiera. Exalcalde encargado
y exsecretario General de Cartagena.


f.merlano@hotmail.com

Junio de 2013

Béisbol, economía, estadísticas y encuestas electorales
Por Felipe Merlano de la Ossa *



     OPINIÓN
Otras columnas del mismo autor